portada
noticias
ludoteca
avances
análisis
imágenes
reportajes
guías
trucos
foros
rss

Redactado por Mr Mario el miércoles, 24 de enero de 2007

PlayStation Suite

EL HOGAR DE SONY

En pleno centro de Madrid, muy cerca de la calle Serrano (la más cara de España) y de las tiendas de Prada, Loewe y David Delfín, se encuentra la preciosa PlayStation Suite, un lugar exquisitamente diseñado por LastLap, reservado para eventos, presentaciones y prensa especializada.

Más de 300 metros decorados con un estilo moderno y motivos made in Sony sirven de marco exclusivo para que televisores de alta definición, salas individuales y proyectores muestren el poderío de los juegos de PlayStation 3 en alta definición o las virtudes del formato Blu-Ray.

EL SUEÑO

La PlayStation Suite no ha hecho otra cosa que hacer real el sueño de todo aficionado al mundo de los videojuegos. Lo mejor que podríais hacer es no visitarla (de hecho, es muy probable que nunca lo hagáis) puesto que el mero hecho de su visita supone una materialización de vuestros deseos más materialistas, valga la redundacia.

Y qué os podría decir, sino esta recurrencia de un sitio que os pondrá la miel en la boca como ningún otro hasta ahora. Un lugar donde te emborrachas en HD, juegas a la PlayStation 3 antes que nadie y encima te dan de comer. Todo bajo el único objetivo de conseguir la mejor de las primeras impresiones posibles en el sector de los videojuegos.

PERSONIFICACIÓN EMPRESARIAL

Este fastuoso showroom es uno de los mejores ejemplos de personificación empresarial conocidos en el mercado. Me explico: todas las grandes empresas han descubierto, en mayor o menor medida, que otorgarle la calidad de "humano", de "persona", a la compañía es un reclamo publicitario sin precedentes. Es por esto que se refieren a su empresa con eslogans del estilo "Cocacola siempre contigo", como si hablasen de tu mejor amigo para recordarte que lleva más de 50 años proporcionándote latas azucaradas. Pues bien, nada nos representa mejor que nuestra propia casa y al entrar en la PlayStation Suite nos da la sensación de que allí "vive" Sony, ese adinerado señor que nos trae latas electrónicas.

LA SUITE

Nada más llegar a este entresuelo, sabes que estás a punto de entrar en un lugar interesante. El felpudo tiene forma de dual shock y el timbre es un botón con el logo de PlayStation. Te atienden muy amablemente (desde aquí mis más sinceros agradecimientos a Víctor López, quien nos trato como si fuésemos colegas de toda la vida) y están atentos a cualquier pregunta o necesidad que tengas. Te explican. La PlayStation Suite es un lugar diseñado por Last Lap, promotora de eventos y comunicación, para Sony con la intención de crear un espacio exclusivo para presentaciones, ruedas de prensa, reuniones con clientes y además para promocionar la PlayStation 3 antes de su salida, en marzo. Es aquí donde se estrenó, hace unos pocos días, la película de Final Fantasy VII: Advent Children y donde se hacen pruebas de funcionamiento HD-BluRay. "Es un sitio para ver tocar y sentir PlayStation" porque "hay algo en PlayStation que está vivo", nos comenta Víctor, mientras nos enseña una PSP rosa dentro de un terrario con Iguanas.

LA SALA DE REUNIONES

Esta sala es todo lo alejado que os podáis imaginar de cómo debería ser una sala de reuniones. Un punching cuelga del techo, estanterías con juegos, PSPs y figuras que las decoran, un pinball, dos PlayStation 3 y muebles extravagantes. Es de los primeros espacios que te muestran y ya intuyes que pronto flotarás en un nirvana "hi-tech" acompañado de refinados diseños.

LA SALA DE CINE Y SU BAÑO

La mejor manera para ver una película o de jugar a un videojuego (siempre que no sea de PC) es, sin duda, a oscuras. Todo es negro aquí, necesariamente sobrio, intentas descifrar los matices de las butacas pero no alcanzas a conseguirlo para que nada pueda distraerte de la pantalla. Anexo, un baño de decoración muy contemporánea, blanco y totalmente "pintarrajeado" con alusiones a videojuegos y al mundo PlayStation.

PASILLO PSP

En el pasillo descubres el toque surrealista implícito en los videojuegos desde siempre. PSPs colgando del techo, con manos que intentan alcanzarlas (de hecho, son muy tentadoras), iguanas conviviendo con una portable rosa, viviendo, a su vez, en un edificio del siglo XIX restaurado y multimillonario. A esto nos dedicamos, mis queridos amigos, a un mundo sin reglas ni restricciones, al mundo del entretenimiento virtual.

BAÑO E3

O lo odias o lo amas. Es un baño de estilo desenfadado que sirve para conmemorar el famoso vídeo técnico del pasado E3. Lleno de patitos amarillos y con pantallas planas mostrando el susodicho vídeo. Vídeo que, por otra parte, recuerda la desastrosa conferencia de Sony con la que se auto-ridiculizó.

SALÓN

Es el clímax. PlayStation 3 por todas partes, un proyector HD (realmente sorprendente) que mostraba "Casino Royale" mejor que en un cine, televisores Bravia, HD, frikismo y patitos de goma hasta en la sopa. Ya estás deseando volver y aún no te has ido. Aquí pruebas los platos fuertes como el Resistance o el Lair y jugueteas con el six axis que, por cierto, responde estupendamente.

BAR-OFICINA

Sorprendentemente es desde aquí donde los chicos de Last Lap organizan todos los eventos Sony desde sus portátiles y no es de extrañar, puesto que es donde se encuentran los víveres. Existe una mesa de Dj y un mini-museo de objetos lanzados al mercado a lo largo de la historia de la PlayStation tales como la guitarra de Guitar Hero, la PS2 o el eye-toy.

EXCELENTES IMPRESIONES

Seamos sinceros. Creo y no exagero mucho al decir esto, que todo visitante de la PlayStation Suite queda más fascinado por la elegancia, sofisticación y frikismo que habitan la estancia, más que por el hecho de jugar a la PlayStation 3. Supongo que todo este despliegue de medios e inteligencia por parte de Sony influirá positivamente en las primeras impresiones sobre la PlayStation 3, pero, personalmente, encontraba más interesante el marketing de hacerte probar una PlayStation 3 en la casa de tus sueños, que la propia PlayStation que, todo sea dicho, exceptuando el Lair y el Resistance, solo muestra juegos mediocres propios de desarrolladores exentos de inspiración. Una publicidad majestuosa, extrema, sublime, para una consola que la necesita y mucho.