Warning: opendir(../imagenes/pc/sam_max_hit/images/): failed to open dir: No such file or directory in /home/academ96/public_html/ludoskopos.com/analisis/veranalisis.php on line 72

Warning: readdir() expects parameter 1 to be resource, boolean given in /home/academ96/public_html/ludoskopos.com/analisis/veranalisis.php on line 73
Análisis de Sam & Max: Hit the Road para PC - Ludoskopos
portada
noticias
ludoteca
avances
análisis
imágenes
reportajes
guías
trucos
foros
rss

Redactado por SodLogan el jueves, 18 de marzo de 2004

Sam & Max: Hit the Road
  • Fecha de salida: 1993
  • Desarrollador: Lucas Arts
  • Distribuidor: Erbe
  • Plataforma: PC
  • Género: Aventura Gráfica
  • Textos: Castellano
  • Voces: Inglés

¡Compra Sam & Max: Hit the Road en amazon.es con grandes descuentos!

Sam y Max, creados por Steve Purcell, son dos efectivos policías Freelance y juntos, perro y conejo, respectivamente, combaten al crimen y a los más extravagantes villanos. Estos dos originales personajes llegan al género de la aventura gráfica de la mano de LucasArts, los famosos creadores de sagas como Maniac Mansion y Monkey Island. El resultado, como siempre, espectacular.

HISTORIA

Empezamos la aventura con Sam y Max enfrentándose a un profesor chiflado que ha tomado como rehén a una ex-novia que lo dejó plantado. El científico loco la ha atado a una máquina capaz de desintegrarla con sólo mover una palanca... todo parece estar perdido para la damisela, pero heroicamente aparecen Sam y Max atravesando la pared del edificio con su coche patrulla... accidentalmente, mejor dicho, ya que Sam se confundió de dirección y creyó estar yendo hacia un parking...
Bueno, la cuestión es que ahí están nuestros héroes listos para la negociación con el secuestrador... bueno, realmente la negociación es más bien corta –segundo más, segundo menos-. Max opta directamente por lanzarse contra el científico y aplanarle la cara a base de puñetazos... una vez "reducido" el secuestrador, Sam y Max vuelven a su dulce hogar, en pleno centro de la ciudad –por desgracia, en un pequeño descuido olvidan desatar a la muchacha secuestrada, que queda atada a la máquina... pero bueno...-.
Una vez en casa, los dos detectives reciben un nuevo encargo... deben encontrar a Bruno el yeti, que se ha escapado de una feria y que ha secuestrado a Trixie, la chica del cuello de jirafa.

Esta es en principio la trama de Sam & Max, que como se habrá podido apreciar, está llena de humor por todos lados y, además, con varios giros argumentales interesantes. No obstante, esto no es más que una excusa para meternos en la piel del perro y el conejo, ya que lo importante del juego no es esta trama principal en sí, sino todas las pequeñas tramillas aparte que van surgiendo a partir de ella y, sobre todo, el divertidísimo –y también absurdo- humor que rebosa toda la aventura.

GRÁFICOS

Tenemos unos gráficos muy similares a los de Day of the Tentacle, también de LucasArts. Ya que el juego está basado en un cómic, nada mejor que unos gráficos 100% ‘cartoon’. Todo está impregnado con el look de dibujos animados que tienen muchos otros juegos de la compañía, como el ya mencionado Day of the Tentacle o The Curse of Monkey Island, y que ayuda, más que nunca, a meternos totalmente en el mundo de Sam & Max.

Para empezar, tenemos montones de personajes por todo el juego, con el look ya comentado, con unas animaciones muy fluídas y graciosas, con un tamaño muy adecuado y que además se integran a la perfección con los escenarios.

Estos últimos también tienen una calidad genial, representando varios lugares conocidos como el Monte Rushmore, claro que con el "toque de Sam & Max" por todos lados, para que no desentonen con el resto del juego. Como ya se ha comentado, tienen una calidad sobresaliente, cada uno caracterizado a la perfección y con un tamaño y una variedad digna de mención –visitaremos mansiones, ferias, ciudades, fiestas, campos de golf, supermercados... ¡incluso la bola de cuerda más grande del mundo!-. Lo dicho, una maravilla.

MÚSICA Y FX

Respecto al apartado sonoro, las músicas que acompañan al juego no destacan prácticamente en ningún momento, pero sí cumplen su cometido a la perfección. No han sido hechas para destacar –salvo algunas ocasiones como, por ejemplo, la del festival, para animar aún más el ambiente-, pero en ningún momento notaremos un vacío de fondo y si nos fijamos veremos como cada melodía concuerda perfectamente con el lugar donde suena.

Sam & Max: Hit the Road está completamente doblado al inglés, pero subtitulado al castellano, por supuesto. El doblaje tiene una calidad sobresaliente, con unas voces elegidas a la perfección y que ponen realmente ilusión a la interpretación. Pese a ser un juego antiguo con una tecnología antigua, está a la altura de juegos mucho más modernos. Un apartado también estupendo.

INTERFAZ Y DESARROLLO

LucasArts volvía a utilizar el sistema SCUMM, pero la interfaz fue ligeramente modificada.
Manejamos a nuestro personaje con el ratón, basta con hacer clic en el lugar al que queremos ir para que Sam vaya para allá. Sin embargo, al contrario que en la mayoría de las otras y anteriores aventuras de la compañía, en esta ocasión no tenemos una lista de verbos en la parte inferior de la pantalla y el inventario al lado. En Sam & Max el único icono que se vé en la pantalla es el de una caja, que representa el inventario. Al darle aparece el inventario en pantalla, con todos los objetos que iremos recogiendo a lo largo de la aventura, que no son pocos, por cierto, y además también veremos los iconos para hacer las distintas acciones, en efecto, dentro del inventario están.
Las acciones que podremos realizar son, como se podría esperar: ir, coger, usar, mirar y hablar.
Pero que no cunda el pánico, se puede acceder a las acciones básicas sin tener que andar entrando en el inventario a cada rato, podemos ir seleccionándolas con el botón derecho del ratón con total comodidad.

Para las conversaciones, también se cambió el clásico sistema de darnos varias frases distintas para elegir cuál decir y se ha optado por un sistema de signos, algo parecido a lo visto en la saga Mundodisco pero con bastante peor resultado.
Ahora, cuando iniciamos una conversación con un personaje, aparecen varios iconos que hacen que Sam diga diferentes frases, el problema es que nunca queda muy claro lo que hará cada icono, uno sirve para hacer preguntas, otro exclamaciones, etc, pero hay veces que dicen cosas que no vienen a cuento y eso puede provocar algunas confusiones.

En definitiva, es un sistema de manejo cómodo e intuitivo, pero se echa en falta algo más de interacción en las conversaciones, y no limitarnos a hacer clic en distintos iconos sin saber muy bien qué va a decir Sam. Por lo demás, no hay nada que criticar.

Los puzzles de Sam & Max son realmente curiosos. En cualquier otro juego, si se metieran muchos de los puzzles aquí presentes, serían totalmente ridículos y absurdos. Lo curioso es que, una vez metidos en el juego y en el mundo que nos muestra, todo lo que antes podía parecer absurdo adquiere una lógica aplastante.
En efecto, los puzzles de Sam & Max tienen una gran lógica dentro del estilo del juego, en ningún momento pensaremos, tras haberlo terminado, que un determinado puzzle no tenía sentido, todo está muy bien diseñado.

DURACIÓN Y DIFICULTAD --------------------------s

Sam & Max dura bastante, pero principalmente es debido a su lento desarrollo. En efecto, lo que más se le podría criticar a Sam & Max en este aspecto es la lentitud con la que se desarrolla la trama. A medida que avanza el juego nos vemos metido en un montón de conversaciones largas y que no tienen nada que ver con la historia, que al principio está bien porque uno se ríe mucho con todas las situaciones que se montan con Sam y Max, pero ya avanzados empieza a ser un poco pesado y empieza a ser más aburrido el ir avanzando tan lentamente en la historia.

Por lo demás, los atascos de verdad vienen dados, lógicamente, por los abundantes puzzles que hay por todo el juego, pero no son atascos "malvados" y no hay puzzles con mala leche, así que no hay nada que criticar en este apartado salvo el lento desarrollo de la trama.

CONCLUSIÓN

Sam & Max: Hit the Road es una gran aventura gráfica, con unos puzzles perfectamente metidos en la lógica que nos plantea el juego, unos protagonistas maravillosos y un humor ácido, y en muchos casos absurdo, por todos lados. Sólo se le podría criticar el sistema de conversaciones y el lentísimo desarrollo que tiene la historia, lo que hace que se haga bastante pesado, en algunas ocasiones, avanzar en el juego. Por lo demás, es una aventura gráfica alucinante que nadie debería perderse, un clásico entre los clásicos.