portada
noticias
ludoteca
avances
análisis
imágenes
reportajes
guías
trucos
foros
rss

Redactado por Jéssika Córdoba el martes, 29 de julio de 2008

Civilization Revolution
  • Fecha de salida: Junio de 2008
  • Desarrollador: Firaxis Games
  • Distribuidor: 2K Games
  • Plataforma: Xbox 360
  • Género: Estrategia
  • Textos: Castellano
  • Voces: Castellano

¡Compra Civilization Revolution en amazon.es con grandes descuentos!

Civilization nació originalmente para PC, allá por el año 1991. Desde entonces la saga ha contado con un gran éxito comercial, algo que resulta evidente al ver las cuatro secuelas que existen del juego original de Sid Meier, y las varias versiones programadas para distintas plataformas como Linux, amiga, Super Nintendo, etc. Pero es ahora, con el lanzamiento de Civilization Revolution, cuando el equipo responsable pretende ampliar los horizontes de la estrategia y llegar a un público más "consolero" sin perder la esencia que caracteriza a estos juegos por turnos.

Nada más empezar la partida, podemos elegir entre cinco niveles de dificultad: jefe, caudillo, rey, emperador y deidad. De igual manera, tenemos a nuestra disposición dieciséis representantes de las civilizaciones más conocidas, como la reina Isabel I de Inglaterra, Gandhi, Napoleón o Lincoln. Todos ellos con una apariencia un tanto caricaturesca y graciosa. Cada uno dispone de alguna ventaja o característica propia de su civilización, por ejemplo, los chinos cuentan con el conocimiento de la escritura, los árabes de la religión, etc.

Una vez seleccionado el líder que vamos a encarnar, debemos dirigir a nuestro pueblo desde los antiguos orígenes del hombre hasta crear la ciudad más grande y poderosa del mundo. Esto lo podemos conseguir de varias maneras: convirtiéndonos en un pueblo belicoso y sometiendo a nuestros vecinos bajo nuestro yugo mediante una dominación militar; siendo pioneros en investigación tecnológica y explorando el espacio antes que nadie; volviéndonos la ciudad más rica económicamente, o cultivando nuestra sabiduría para dar nacimiento a numerosos genios y filósofos.

Por otro lado, durante el juego nos vemos obligados a crear guerreros que exploren el territorio alrededor de nuestra primera ciudad, descubriendo así nuevas zonas y otras civilizaciones, ya que el terreno se ve envuelto en una espesa bruma. Si queremos sobresalir y ser más prósperos que nuestros vecinos debemos producir colonos que vayan expandiendo nuestro dominio. También somos capaces de alzar sofisticados edificios para hacer gala de nuestra enorme cultura o que colmen de comodidades a nuestros súbditos.

En Civilization Revolution se ha sustituido el intuitivo uso del ratón de PC por un control bastante sencillo (teniendo en cuenta las limitaciones de los pads de consola). Con los sticks movemos los cursores con los que elegir que queremos seleccionar, mientras que con los gatillos abrimos los distintos menús del juego. En conclusión, un buen manejo que aprovecha el estilo de los mandos de consola. Además el interfaz, a grandes rasgos, es muy intuitivo. Aún así, si tenemos algún problema para hacernos con el dominio del título, podemos ayudarnos de los muchos consejeros y tutoriales que en él aparecen.

Apartados técnicos

Como comentábamos la apariencia de los personajes se muestran simpáticos y divertidos. Además, durante las batallas observamos desenfadadas animaciones que representan las luchas entre los distintos ejércitos. También cabe destacar los variados estilos arquitectónicos de cada cultura y la evolución constante a la que están sometidos cada vez que descubrimos una nueva tecnología.

En algunas ocasiones el motor gráfico sufre algunas ralentizaciones, sobre todo al desplazarse de ciudad en ciudad, y en algún momento en la que nuestros dominios son muy extensos.

En este apartado, echamos de menos -en comparación con entregas anteriores- aquellas secuencias de video que nos mostraban la imponencia de las maravillas que acabábamos de construir.

CONCLUSIÓN

Para finalizar, hemos de decir que una de las novedades que encontramos en este Civilization es su fácil manejo y su corta duración (dependiendo de la estrategia que se siga) que suele rondar unas dos horas. Con todo, podemos decir que este nuevo trabajo de Firaxis es una buena y divertida adaptación del clásico juego de estrategia. Aunque es posible que muchos aficionados asiduos a la saga puedan encontrar bastante simples las opciones que ofrece la aventura, ya que se han abandonado en cierta medida la profundidad que en las pasadas ocasiones ha caracterizado a la obra de Sid Meier.